martes, 30 de octubre de 2007

Mucho ocio, Extrañas coincidencias

Alguna vez leí que las coincidencias no son producto de la casualidad sino que son un fenómeno causal, sin embargo esto es mera especulación, aun así no dejan de ser intrigantes las coincidencias que les manejo acá. Pasen a la mesa.

Mark Twain , el padre de la novela de Tom Sawyer y Huckeberry Finn nació el día de la aparición del cometa Halley en 1835 y murió cuando reapareció, en 1910, el mismo llego a decir, vine con el cometa y el llegara de nuevo el próximo año y espero irme con el.

La novela de Morgan Robertson llamada "futilidad" y publicada en 1898 tenia muchas similitudes con el desastre del titanic, hablaba de un barco hipercostoso y bien diseñado llamado Titan, el cual choca con un iceberg rumbo a los estados unidos y con mucha gente muriendo por falta de botes salvavidas.
Varios detalles coinciden con lo que se presume paso realmente en el desastre del titanic.
Después hizo un libro "mas allá del espectro" que describió una guerra futura peleada con aviones que cargaban "bombas de sol" armas poderosisimas que podían destruir una ciudad en un flash de luz que acabara con todo y su libro indica que la guerra inicio en diciembre con un ataque sorpresa en Hawaii

El 28 de julio de 1900 el rey Umberto I ( de Italia) estaba comiendo en un restaurante en la cd. de Monza. Se noto después que el dueño del restaurante se miraba idéntico al rey y se llamaba... Umberto, su mujer se llamaba igual que la reina y el sitio fue inaugurado el mismo día que fue la coronación del rey, al restaurantero lo balearon al día siguiente, igual que a su homónimo real.


Claude Volbonne mato al barón Rodemire de Tarazone de Francia en 1872. 21 años antes, el padre del barón había sido asesinado por alguien mas llamado Claude Volbonne.

El actor Anthony Hopkins estaba feliz de saber que se le daria un rol en la película "The Girl From Petrovka" escrita por George Feifer. El viajo a Londres para conseguir una copia del libro pero no lo encontró, triste, se dirigió al tren y se dio cuenta que había un libro en una banca, increíblemente era "The Girl From Petrovka"
Dos años mas tarde Hopkins fue visitado por el escritor del libro el cual le menciono que no tenia una copia de su propio libro, pues habia prestado el suyo con inumerables anotaciones a un amigo y lo habia perdido en Londres. Asombrado Hopkins pregunto, ¿es este? Asi es...era el mismo libro.

La llegada a México de Hernán Cortés coincidió con la predicha por el calendario maya en el que llegaría Quetzalcoatl, la serpiente emplumada a reclamar su trono, los Aztecas creyeron que Cortes era el dios hombre y así lo dejaron entrar a su ciudad, precipitando la caída de su imperio.

Un oficial británico el mayor Summerford al luchar en los campos de Flanders en febrero de 1918 fue tirado por su caballo por un rayo y paralizado de la cintura hacia abajo, se retiro y se fue a Vancouver donde en 1924 pescaba en un río y un rayo dio de lleno en el árbol que lo abrigaba con lo que quedo paralizado de todo el lado derecho, dos años mas tarde, podía dar caminatas ligeras y a pleno día de verano otro rayo lo golpeo paralizandolo completamente, murió tiempo después, pero el rayo lo volvió a visitar 4 años después, en una tormenta eléctrica un rayo golpeo una lapida y la destruyo... adivinen de quien era.

Interesantes coincidencias ¿no es así?

Aclaro NO son leyendas urbanas, las cheque y aparentemente tienen sus bases históricas firmes.

2 comentarios:

Xtina dijo...

sip... interesantes coincidencias...
esa del titanic... está de dar mieeeditooo... jejeje
y ´sobres´con el anthony hopkins (canibalin pa los cuates jajaja!)

sin duda, la mejor `coincidencia´, es la canción...

poquito nomás...


XOXO

Ignacio III dijo...

Verdad que es interesante?

Tal vez si algún especialista en probabilidad-estadística leyera eso nos diría que en una población de 10 millones existe una posibilidad así cada 70 años o algo similar :D